Después de aguantar chantajes de ETA ahora tienen que soportar el de unos okupas rumanos

El problema okupa ha ido mucho más allá al verse claramente el consumo abusivo de sus derechos y servicios, en el que destrozan mobiliarios, exigen un precio por salirse del inmueble y abusan de un subministro que lo acaban pagando los propios vecinos de los alrededores.

Incluso al okupar una casa de un particular, como es en este caso, el propio matrimonio de nacionalidad rumana le ha exigido 5.000 euros por dejar su piso y en el que viven en unas condiciones infrahumanas de higiene. Todo no acaba aquí, también se les ha acusado de haber desgastado al máximo el piso, quitando azulejos o vendiendo unos electrodomésticos que pertenecen al propietario.

 

 

Vivienda okupada en Madrid

 

También en la denuncia el hombre ha constatado y verificado que también están enganchados al subministro de manera fraudulenta y ha pedido colaboración policial para hacer frente a esta clase de personas. Por el momento las autoridades no se han pronunciado ni han realizado algún movimiento en la vivienda.

 

Loading...

Comments

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Close